ASOCIACIÓN DE INDUSTRIALES DE LA MESA DE OTAY: Frenar las operaciones el 9 tendría fuertes pérdidas a la economía

Con el propósito de no frenar la producción, pero no dejar de lado el movimiento feminista y el llamado al paro nacional, el presidente de la Asociación de Industriales de la Mesa de Otay, Salvador Díaz González, anunció que buscan implementar estrategias de trabajo en las empresas maquiladoras.

Debido a que el movimiento «Un día sin nosotras» ha tomado fuerza a nivel nacional, y tanto organizaciones gubernamentales, como asociaciones civiles y el sector privado se han sumado, el presidente recalcó que las mujeres que trabajan en AIMO alcanzan la cifra de las 40 mil aproximadamente.

Por ello, frenar las operaciones por un día con el 60 por ciento menos de su personal tendría duras repercusiones a la economía de cada empresa, así que Díaz González insistió en la alternativa de que las mujeres trabajen, con cierto distintivo.

El presidente consideró que si el 9 de marzo se les permite ir a trabajar con un moño morado o playera de ese color, para representar su apoyo a este movimiento, sería una buena idea para mostrar que no son indiferentes a la situación.

«Recordemos que no el dejar de trabajar o no el minimizar así las actividades diarias es benéfico tanto para la mujer como para nuestro estado o la comunidad. Sin embargo, sí es unirse a este movimiento como otros que hay como atención al cáncer que se ponen unos símbolos en la ropa para que se sientan que están unidas, que se están sumando al movimiento y que se les escuche», expresó.

A pesar de todo lo dicho, el presidente de AIMO contrastó que no considera que, en caso de que alguna mujer deseara faltar ese día, habría repercusiones como la jornada laboral descontada, aunque recalcó que esto último dependerá de la política de cada empresa.