CANIRAC: Incierto futuro para la industria restaurantera; piden volver a su horario normal

Ante las bajas ventas, las rentas altas y la falta de apoyos derivado de la pandemia de Covid-19, restaurantes en Hermosillo han cerrado de forma permanente su puertas.

Las otras víctimas de la contingencia son negocios que han tenido que cerrar, algunos de forma parcial o temporal y otros de forma definitiva.

Desde franquicias como Dunkin donuts o Cali Burger, hasta restaurantes de gran tradición como La Casa Grande, se despidieron de sus clientes hermosillenses en los últimos meses.

Según datos de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y de Alimentos Condimentados (Canirac) se estima que en Sonora cierren al menos dos mil restaurantes.

La Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) en Hermosillo entregó una propuesta al Comité Municipal de Salud, para que ahora que el semáforo epidemiológico de Sonora pasó a naranja, además de tener un aforo del 50% en estos establecimientos, se les permita volver a su horario normal.

El vicepresidente de este organismo empresarial, Manuel Lira Valenzuela, informó que recientemente se entregó la propuesta a este órgano colegiado del municipio de Hermosillo, para que los establecimientos instalados en la capital de Sonora y afiliados a la Canirac, puedan cerrar hasta la madrugada.

“El día de hoy (martes) sesionará el Comité Municipal de Salud, en donde Canirac le está haciendo una propuesta para ampliar la capacidad de los establecimientos (50% de aforo) y volver al horario que teníamos antes de la pandemia”, expresó.

Dicha propuesta, precisó, es solamente para los establecimientos que cumplen con todos lo protocolos establecidos por la autoridades de sanitaria en la entidad, a fín de garantizar la salud de los comensales.

Lira Valenzuela comentó que será durante el transcurso del miércoles cuando tengan respuesta sobre la petición realizada, toda vez que se comunicará con el secretario de la Comuna, Joaquín Rodríguez Véjar.

Recordó que aunque el semáforo epidemiológico en la entidad pasó a naranja, desde hace un mes los restaurantes en Hermosillo estaban recibiendo un aforo del 40% y ahora, ya será del 50%, lo cual también se incluye en la petición realizada.